Oficinas: 55 5601 7808
Atención a clientes y ventas: 55 5604 7295

CLASES DE EXTINTORES: CUÁLES SON Y CÓMO USARLOS

CLASES DE EXTINTORES: CUÁLES SON Y CÓMO USARLOS

CLASES DE EXTINTORES: CUÁLES SON Y CÓMO USARLOS

La seguridad y prevención de riesgos deben aplicarse en cualquier lugar, ya sea una oficina o casa. Siempre es bueno estar preparado y los extintores son una herramienta básica para cumplir esta meta en los diversos espacios.

A continuación, enlistaremos los diferentes tipos de extintores y sus diferencias. Pero antes, es necesario definir el tipo de fuego que puede suceder en nuestra casa u oficina.

Tipos de fuego

Los extintores que se deben utilizar dependerán del tipo de fuego que se quiera combatir. Los cuales se clasifican según su combustible de origen.

Clase A: Tiene su origen en combustibles sólidos como cartón, madera o plástico.

Clase B: Se genera de combustibles líquidos como la gasolina, pintura o aceite.

Clase C: Se origina de combustibles gaseosos como el butano o el propano.

Clase D: Originado de la combustión de metales como el magnesio o sodio.

Clases de extintores

Ahora que sabemos estas categorías, podemos utilizar los extintores con mayor eficacia. Entre las principales clases de extintores encontramos:

De agua. Adecuados para apagar fuegos tipo A y B, o sea, los provenientes de elementos sólidos y líquidos. Al estar compuestos principalmente de agua, idealmente deben ser usados lejos de la corriente eléctrica y así evitar electrocutarse.

De polvo. Este tipo de extintor es el más común y se utiliza para apagar fuegos de tipo A, B y C. Se recomienda tener estos en cualquier espacio ya que, al no tener agua, pueden adecuarse a los distintos lugares gracias a la versatilidad que otorga la espuma.

De C02. Este extintor es ideal para apagar fuegos A, B o C en contextos donde hay elementos frágiles. Al funcionar con gas, no conduce la electricidad y además es lo suficientemente suave como para no estropear objetos, siendo muy útil en lugares como un laboratorio o un museo.

De Espuma AFFF. Ideales para fuegos tipo A y B. Estas clases de extintores son de más difícil acceso pero resultan muy eficaces al momento de querer apagar un fuego de manera rápida. Funciona también con otros tipos, pero al contener partículas de agua, debe evitar usarse en lugares con electricidad.

No olvides que para asegurar la efectividad de cualquier extintor, deben someterse a mantenimiento regular. Ahora que conoces las distintas clases de extintores, busca el que más te convenga e instálalo en un lugar accesible en caso de cualquier emergencia.