Contáctanos: 55 5601 7808
Línea de Servicio las 24 HRS: 55 5604 7295

¿POR QUÉ ADQUIRIR UNA CAJA FUERTE EN ÉPOCA NAVIDEÑA?

¿POR QUÉ ADQUIRIR UNA CAJA FUERTE EN ÉPOCA NAVIDEÑA?

En 1844 Alejandro Fichet hizo una de las aportaciones de seguridad más grandes de la humanidad y jamás se imaginó que su invento, resistente al agua, al fuego, y enfocado a la protección de los bienes que se alojan en el interior sería tan útil para la vida más de 170 años después.

La caja fuerte moderna está pensada para preservar de manera segura el dinero y otros bienes de mucho valor en nuestra casa o negocio. De hecho, comprar una caja fuerte en Navidad es una inversión inteligente y más en una época del año en la que aumenta el número de delitos, como robos a mano armada.

Ventajas de tener una caja fuerte en Navidad

Como ya lo mencionamos, la época navideña es especialmente peligrosa por motivos de seguridad. La gente en general recibe sus aguinaldos y otras bonificaciones, y por lo tanto cuentan con más dinero. Ese efectivo será empleado en comercios de todo tipo para comprar bienes o servicios.

Justo por esas razones, la temporada se vuelve una de las más peligrosas del año, para clientes y negocios de cualquier tipo. Por ello, se vuelve necesario contar con seguridad activa como la que ofrece una caja fuerte. Revisemos las principales ventajas:

1. Los objetos de valor estarán perfectamente resguardados

Si queremos proteger nuestros bienes valiosos de manos ajenas, esta debe ser la principal razón por la cual plantearse comprar una caja fuerte en la época navideña. La caja fuerte está especialmente diseñada para ser un dispositivo de seguridad que mantenga los objetos bien resguardados y alejados de terceras personas.

Incluso los documentos importantes pueden estar a salvo y a pesar de algunos siniestros, como incendios e inundaciones. ¿Cuáles son algunas cosas de valor que podemos colocar en una caja fuerte además de dinero? Las reliquias familiares, testamentos, documentos de propiedad y joyas deben resguardarse de forma segura.

2. Los objetos no se deterioran con el paso del tiempo

Cuando se trata de joyas y documentos, es muy probable que nos preocupe que el paso del tiempo los dañe. Esta es otra razón para plantearse una caja fuerte en Navidad: los objetos en su interior estarán muy seguros y alejados de factores externos como la humedad.

3. Mayor tranquilidad y privacidad

Dormir tranquilos no tiene precio y si vivimos en un lugar donde los ladrones acechan las viviendas y pueden sustraer cosas en las casas, tener una caja fuerte es sinónimo de tranquilidad.

Muy difícilmente un ladrón podrá abrir una caja fuerte aplicando golpes con un martillo, haciéndola caer de un quinto piso o con un explosivo casero. Para abrir la puerta de la caja se debe colocar una clave de seguridad alfanumérica que sólo su dueño conoce.

4. Se puede ubicar en un sitio conveniente

Una caja fuerte la podemos colocar en el sitio que deseemos porque está diseñadas de acuerdo con las necesidades concretas de los usuarios. Por ejemplo, hay cajas fuertes de sobremesa que tienen como principal ventaja que la persona pueda acceder rápidamente a su contenido. Este tipo de caja fuerte es la que acostumbramos a ver en las habitaciones de hotel.

Otro tipo de caja muy conocida es la caja de seguridad empotrada y esta es la preferida en muchos negocios. La misma se incrusta en la pared y por lo general se le coloca un pequeño cuadro o póster para que pase desapercibida. Es una misión muy difícil de sustraer la caja una vez empotrada.

¿Por qué una caja fuerte es una buena inversión esta Navidad?

La ventaja de comprar una caja fuerte durante Navidad es que se trata de una inversión de toda la vida, a diferencia de otros objetos y regalos que compramos durante la época. Una caja fuerte no tiene fecha de caducidad, más bien puede durar varias generaciones familiares.

Por otra parte, los precios de las cajas fuertes van de acuerdo con las necesidades del consumidor y el mercado ofrece tantos tipos de caja fuerte que será parte del gusto personal cuál elegir.

Además, hay ciertos objetos que necesariamente deben almacenarse en una caja fuerte; por ejemplo, las armas de fuego y las municiones deben guardarse en un sitio blindado.

De manera que el mejor regalo que podemos hacernos para esta Navidad es una caja fuerte. Al momento de comprarla, hay que sopesar varios factores, como el mecanismo de apertura, el tamaño y los materiales que se han usado para su fabricación.

La mayoría de los modelos son fijos, pero también hay modelos móviles que pueden transportarse cómodamente y no disminuyen el margen de seguridad. Aunque los robos de viviendas puedan estar a la orden del día ¡sí podemos mantener nuestros objetos y documentos de valor muy seguros y protegidos!