Contáctanos: 55 5601 7808
Línea de Servicio las 24 HRS: 55 5604 7295

Todo lo que debes saber sobre la seguridad de tu empresa

Todo lo que debes saber sobre la seguridad de tu empresa

Seguridad en tu empresa

La seguridad es un aspecto fundamental para el correcto funcionamiento de nuestra empresa, que permite prevenir y protegerla de posibles amenazas tanto externas como internas. No obstante, en algunas ocasiones, los empresarios o directivos de la compañía solemos desconocer los diferentes aspectos y campos de seguridad que nuestra empresa debe cubrir para evitar estos peligros. Por esta razón, el siguiente artículo se basará en ofrecer una serie de consejos y de medidas que deberemos adoptar para que nuestra empresa esté protegida y sea segura, ya que no queremos que se filtré información de nuestros nuevos proyectos, de nuestros clientes, nos roben material o dinero…

Tipos de seguridad

Existen varios campos de seguridad que una empresa debe cubrir. Así pues, para ello, podemos diferenciar diferentes tipos de medidas de seguridad, que se dividen en tres grandes categorías, entre las que podemos diferenciar la seguridad física, la seguridad técnica y la seguridad administrativa. Atendiendo a esta clasificación, a continuación, citaré y explicaré algunos de los mejores controles y herramientas de cada uno de estos campos, para mantener nuestra empresa bien protegida y en buenas manos. Entre los más importantes, debemos tener en cuenta los siguientes:

1) Seguridad Física

Esta consiste en llevar a cabo un protocolo de implementación de medidas físicas que prevengan e impidan el acceso no autorizado a la empresa y sus instalaciones. Entre los componentes de seguridad física más importantes debemos conocer:

  • Guardias de seguridad: será necesario un buen grupo de seguridad que permita controlar el acceso a las instalaciones de la empresa y la resolución correcta de conflictos.
  • Cámaras de seguridad: esta tecnología nos permitirá observar y grabar todo aquello que pase en nuestra empresa, permitiéndonos tener un control sobre qué, cómo, cuándo y quién lleva a cabo cada actividad de la empresa.
  • Alarmas técnicas y sensores de movimiento: Herramientas de alta tecnología que permiten detectar tanto el acceso no autorizado a una instalación, mediante un sensor que detecta movimiento o alarmas que se activen cuando se abre alguna puerta.
  • Barreras y puertas blindadas: estas son controles que nos vienen a la cabeza primero cuando pensamos en la seguridad física de nuestra empresa. Dentro de este sub-tipo podemos diferenciar tanto las paredes propias de las instalaciones, las vallas, las barreras o las puertas blindadas, de mayor seguridad y fortaleza que las normales.
  • Cajas fuertes: estas cajas se pueden definir como compartimentos de seguridad de alta resistencia que sirve para guardar objetos de valor. Existen una gran variedad de cajas fuertes, según las necesidades del cliente y la calidad de la misma. No obstante, debo deciros que una de las mejores opciones que, actualmente, podemos encontrar en el mercado es la ofrecida por Rolland, es decir, la caja fuerte Forza, con la mejor relación calidad-precio, con materiales más resistentes, sistemas de bisagras escondidos que dificulta su apertura, duradera y de un diseño amigable a todos los entornos.

2) Seguridad Técnica

Este campo de la seguridad consiste en la utilización de la tecnología para regular el acceso a la información y documentación confidencial de la empresa. Entre los más populares debemos tener en cuente:

  • Tarjetas de seguridad: tarjetas codificadas que al pasarlas o acercándolas al receptor correspondiente situado en la puerta de la instalación, siempre que la tarjeta y el receptor compartan el mismo código, le será permitido el acceso.
  • Encriptación: este sistema permite a la empresa mantener sus archivos electrónicos seguros, mediante el uso de contraseñas y códigos para bloquearlos.
  • Listas de control de acceso: consiste en un listado que regule tanto la entrada como la salida de cada uno de los trabajadores de la empresa.

3) Seguridad Administrativa

  • Formación del personal: la base de toda seguridad es la que depende de nosotros mismo, es decir, de cada trabajador, por lo que será necesario llevar a cabo cursos de formación de nuestros empleados para que sepan y aprendan como actuar para proteger nuestra empresa y frente a determinadas amenazas.
  • Registro y seguimiento del personal: sistema estructurado en una base de datos en la que se registran cada uno de los accesos diarios a las instalaciones de nuestros empleados, ya sea mediante tarjetas de acceso, sistemas de seguridad con huella dactilar…

Conclusión

En definitiva, si queremos que nuestra empresa sea segura debemos considerar cada uno de los campos de seguridad expuestos anteriormente e invertir tiempo y dinero en el aprendizaje y la adquisición de controles y herramientas que hagan de nuestra empresa una fortaleza.